El Mimo

... And the seas of the Sun

¿Para qué quiere un Lagarto un móvil?

Publicado el 5 de Abril, 2008, 17:21. en General.
Referencias (0)

Queridos hermanos, amantes de la tecnología, deseosos de experimentar nuevas sensaciones. Creéis que sois la hostia por tener el último Nokia del mercado, por usar el Ipod Touch y flipáis con las cámara de 3 mpx de los móviles mientras los demás miramos desde nuestras cámaras digitales de 6 mpx y pensamos “¿Cómo es posible?”

El mundo digital ha dado un vuelco al mundo fashion. Antes era la ropa, ahora se une la tecnología. Es algo evidente. Decían por la tele el otro día que es ya cuestión social para con los amigos. Decían que tu relación con la gente pasaba por lo que pudieras fardar de móvil y gracias a eso todas las marcas están sacando no ya móviles con lo último en tecnología, sino móviles “joyas”. Que si un diamante por aquí, que si un diseño innovador, que si pongo Versace y parto… bla bla bla.

Y todos caemos. Los que digan que no caen mienten. Se gastan las compañías demasiado dinero en publicidad como para que ahora venga el típico niñato y diga que no, que eso no va con él. Es como esa necesidad de ser “exclusivos” que tenemos las juventudes de hoy en día. Cada uno va de una forma. En lo que a mí se refiere no soy persona de comprarme ropa o yo que sé. Pero las camisetas últimamente me las compro por Internet y me mola. Es la forma que tengo de expresar algo de exclusividad. Ahora me he comprado un móvil que gracias a un par de asuntos me ha salido gratis (es el culpable de que escriba esto). Realmente no lo necesito. Tengo uno que es la hostia y funciona de la hostia. Pero es que claro, el otro tenía nosequé y va con nosecual. Ya ves. La excusa es que por culpa de Herrera me he aficionado a la radio y en el curro no hay manera de escucharla. “Y si mi móvil tuviera radio”… y ya te picas y al final pues caes. Ya ves tú, la gilipollez. Pero bueno. El caso es ser del ganado porcino ese que se dedica a comprarse cada vez aparatos más nuevos con 20.000 utilidades que nadie usa y que no sirven para nada. ¿Se podrán ver videos? Ya me veo bajándome capítulos de series para verlos en el puto smartphone nuevo en el trabajo cuando me aburra. Hay que ser tonto. Pero bueno. Todos somos tontos del culo en algunas cosas. No se puede pretender ser siempre un tío normal y enrollado en todo. Sería falaz.

Lo que más gracia me hace es que te compras un móvil como el que acabo de adquirir (Palm Treo 500) que es un smartphone (lo que coño sea eso) y ya te sientes un ejecutivo molón. Superior a todos. Joder tio. Sigues siendo un puto recepcionista. Ganas 1000 putos euros al mes que no te dan ni para decir “¿Me pone un café?” naaaaaaaaaaaada. Pero ya te ves hasta invirtiendo en bolsa. Es como cuando tenías 5 años y tus padres te regalaron el supermercado de plástico. ¿Os acordáis? Naranjas de plástico, plátanos… molaba mucho y te sentías tendero. Tenías hasta tus pesos para pesar la fruta. Eras el puto Rey Lagarto (que decía Morrison) que parto y reparto… y bla bla bla bla bla bla bla bla.